FANDOM


Última edición, 02-09-2018 por FOV-01


Soy Ordis, céfalon de la nave, una sombra de mi antiguo yo.

—Ordis
Ordis es un Céfalon de origen Orokin quien sirve a bordo del Orbitador. Su aspecto es de un hexaedro agrietado que emite ondas de radio onduladas al hablar.

Ordis asiste a los Tenno, a quienes se refiere como "operadores". Gestiona los diversos sistemas de la nave de desembarco Tenno, proporcionándoles información entre misiones. Los nuevos Tenno le encontrarán por primera vez durante la presa de Vor.

Saber popular

General

Ordis es un céfalon dañado que fue programado para ayudar a los Tenno. Esencialmente funciona bien, aunque muestra síntomas de daño residual sufrido por una operación de salvamento Grineer. Este daño ha borrado partes de su memoria, incluyendo su conocimiento de la antigua guerra.

El lenguaje y conducta de Ordis se alteran ocasionalmente con espontáneas muestras de rabia y agresividad. Se desconoce si éste es un síntoma de sus dañados subsistemas o si es la liberación de una personalidad retraída. Estos estallidos son notablemente diferentes de la habitual tranquilidad exibida por otros céfalon que no son de cónclave. Después de un estallido, Ordis es propenso a corregirse.


La presa de Vor

Después de que el Capitán Vor derribe de un disparo la Liset enviada para rescatar a los Tenno recién despertados, estos encuentran cerca otra que había sido confiscada (con Ordis a bordo). Ordis inicialmente confunde a los Tenno con un soldado Grineer más, pero pronto se da cuenta de su verdadera identidad y les ayuda a escapar.

A medida que los Tenno se familiarizan con su entorno, Lotus les enseña a recuperar componentes de reemplazo para restaurar las funciones de la Liset (a deleite de Ordis, ya que esto permirá a los Tenno vengarse de los Grineer y del Corpus por extirparle sus componentes internos). Por el camino, los Tenno rescatan a un comerciante del mercado negro llamado Darvo, quien (aun dispuesto a ayudar a los Tenno a retirase los Ascaris implantados por Vor) se mete en una pequeña riña con Ordis debido a los antiguos lazos de Darvo con el Corpus.


El aullido del kubrow

Al escuchar el deseo de los Tenno de obtener un Kubrow, Ordis deja claro su aversión por ellos, viéndolos como criaturas malolientes y antihigiénicas, que amenazan con ensuciar el interior inmaculado de su nave. Sin embargo con el tiempo se vuelve más tolerante hacia el recién nacido Kubrow, comentando que sus ladridos y jadeos "no son desagradables".


El teorema de Limbo

Cuando Ordis recibe una serie de misteriosas e incompletas pruebas se niega inicialmente a estudiarlas más a fondo, aunque teoriza que los Tenno podrían descifrar las ecuaciones aprovechando las torres de comunicación espaciales Grineer, reuniendo fragmentos de prueba adicionales.

Segun Ordis y los Tenno recopilan los fragmentos de prueba, Ordis se da cuenta de esta perteneció a un Warframe que podía acceder a otra dimensión por medio de sus ecuaciones. Esperando con ansia nuevos descubrimientos, Ordis solicita a los Tenno localizar los componentes de Limbo para desentrañar aún más el teorema.

Después de que los Tenno localicen y construyan el componente final de Limbo, Ordis apresuradamente lee la siguiente ecuación, solo para descubrir que fue la última de Limbo, habiendo calculado mal su último salto. Desalentado, Ordis insta a los Tenno a ser más cuidadosos en su uso cuando reciban dicho Warframe.


Sueños robados

A medida que los Tenno recuperan partes del Códice Arcano bajo la dirección de Maroo, Ordis sugiere que el códice puede conducir a un tesoro Orokin (para regocijo de él y Maroo), sorprendiéndose de que este fue escrito por otro operador. Una vez que los Tenno completan el códice, Ordis comenta que ya no existe ninguna máquina que pueda leerlo, sólo para que Maroo señale que lo obtuvo de una ubicada en las profundidades de un Derrelicto Orokin. Ordis teoriza que la máquina podría leer el códice, y Lotus ordena a los Tenno dirigirse a Fobos (donde se encuentra un portal que conduce a dicho derrelicto) a fin de descifrarlo.

Una vez que los Tenno encuentran la máquina e insertan el códice, un mensaje críptico es transmitido antes de que la máquina desaparezca. Decepcionado de que no haya nada de valor, Ordis se disculpa con Maroo por darle esperanzas (a pesar de que ella le llamaba erróneamente "Ordo" a lo largo de la búsqueda) antes de que esta se separe de los Tenno.


El nuevo extraño

Mientras los Tenno investigan la información referente a un Warframe considerado muerto desde hace tiempo, el céfalon Simaris se fija en Ordis y revela que este último es un céfalon Serie-2 aun funcional (todos los demás céfalon de esa gama se habían degradado hasta imposibilitar su reparación). A lo largo de la misión, Simaris le enseña a Ordis como descifrar las diversas transmisiones y códigos que encuentran durante su investigación. Impresionado por sus habilidades, Simaris le ofrece a Ordis la oportunidad de ser el administrador de su santuario, al mismo tiempo que promete restaurarle su plena funcionalidad, ya que cree que Ordis desperdicia su potencial pilotando el orbitador.

Cuando llega el momento de derrotar a Chroma, Ordis con sus nuevos conocimientos sugiere utilizar la síntesis en lugar de eliminarle, reduciendo el peligro hacia los Tenno, aun yendo esto en contra de los deseos de Simaris. En última instancia, Ordis rechaza la oferta de Simaris afirmando que es el principal céfalon del operador.


El precepto de Jordas

Una vez que Ordis recibe una transmisión de emergencia de otro céfalon llamado Jordas (que ha sido capturado por la infestación), insta a los Tenno a restablecer el contacto con este céfalon desamparado y rescatarlo. Jordas pide a los Tenno que adquieran vainas ferolíacas para rescatarle, pero tan pronto los Tenno prueban la eficacia de las vainas, Ordis comienza a dudar de la veracidad de Jordas por su errático comportamiento.

Cuando los Tenno van a rescatar a Jordas en Eris se hace evidente que Jordas ha sido corrompido por la infestación, engañando a los Tenno y Ordis para que recolecten las vainas que serán usadas por la propia infestación. Ordis anima a los Tenno a destruir la monstruosa abominación, mientras Jordas de forma intermitente suplica que le maten, al tiempo que se disculpa con Ordis por sus acciones.


Fragmentos

Los fragmentos de memoria recogidos por todo el sistema solar revelan los orígenes de Ordis por medio de recuerdos recuperados. Durante la Era Orokin, Ordis una vez fue un guerrero llamado Ordan Karris, que servía a los Orokin como mercenario. Atormentado por sus acciones en batalla como el autodenominado "Bestia de Huesos" y sufriendo de una enfermedad terminal, Ordan trazó un plan para continuar valientemente en batalla, no esperando ser reconocido por los propios Orokin en persona, que querían recompensarlo por sus servicios. Tremendamente enojado por la oferta Orokin de convertirle en uno de ellos, siendo por tanto bendecido con vida eterna, Ordan entró en un estado frenético y suicida, matando con éxito a todos los Orokin que más cerca tenía.

Ya agonizando, Ordan fue revivido por el Ejecutor Ballas, quien le castigó trasladando su mente a una computadora, manipulando sus recuerdos para servir como leal guardia a los Tenno. Como el recién renombrado Ordis, sirvió fielmente a los Tenno en la Antigua Guerra, pero tras entrar estos en criosueño, según pasó el tiempo fue recuperando gradualmente los recuerdos de su antigua vida. Habiendo recuperado sus viejos recuerdos, Ordis intenta ejecutar una secuencia de autodestrucción para eliminarse a sí mismo, deteniéndose en el último momento al darse cuenta de su amor por los operadores, purgando en su lugar sus recuerdos y tratando de evitar que vuelva su antiguo yo.


Curiosidades

  • Los esporádicos estallidos de emociones inusuales en Ordis podrían atribuirse a daños de la IA o a la propia nave, corroborado esto por el daño visible del cubo en su retrato, así como por sus frecuentes fallos técnicos y comentarios sobre sí mismo requiriendo mantenimiento. Este daño fue probablemente causado por los Grineer, ya que excepto por las funciones básicas, desmontaron completamente la Liset.
    • Ordis a veces habla de manera críptica con una voz mucho más grave. Se desconoce en este momento si es otra manifestación de los fallos de Ordis o algo más.
    • Una de sus frases hace mención a la hipótesis de que Ordis realmente borró su propia memoria y dañó los sistemas de comunicación. Las frases con voz grave podrían ser restos de su memoria anterior imposibles de borrar, sólo suprimidos, ya que representan las cláusulas principales de programación de su naturaleza y propósito como céfalon de la nave. Su supresión podría ser otro fallo técnico en sus operaciones. Si el borrado de memoria hubiera sido hecho de forma externa, incluso estas cláusulas podrían haber sido reescritas/eliminadas. Ordis no podría haberlo hecho él mismo por razones comparables al instinto de autoconservación.
    • Los fragmentos de memoria recuperables a lo largo del Sistema Solar contienen transmisiones ocultas de Ordis en las que contempla su propia existencia. Ellos revelan que solía ser una persona llamada Ordan Karris, que fue transformado en un céfalon por los Orokin.
  • Según el céfalon Simaris, el modelo céfalon de Ordis es "Serie-2", al que considera una antigüedad.
    • Probablemente parte de la programación de la Serie-2 implica la supresión de expresiones auto-conscientes hacia el operador. Durante la misión de el nuevo extraño, Ordis intenta referirse a sí mismo en primera persona, tomando como ejemplo a Simaris, un céfalon mucho más avanzado. Esto causa un fallo y vuelve a referirse a sí mismo en tercera persona. Dado su origen Orokin, la causa probable es que el objetivo para los primeros céfalon era ser "sirvientes", por lo que usar expresiones tipo "yo soy" implicaría un alto nivel de individualidad.
    • Aunque en casi todos los diálogos que sólo le involucran a él y al operador; Ordis se refiere a sí mismo en primera persona, incluso llegando a expresar emociones como ira, culpa, sorpresa, alegría y muchas más, lo que implica que realmente posee cierto nivel de auto-conciencia como cualquier ser inteligente. También es posible que Ordis lo oculte de extraños para que desconozcan sus verdaderas capacidades por una razón no especificada, dado que Ordis conversa normalmente con el operador.
  • Aparentemente, Ordis deja de hablar con el jugador cuando está en medio de una misión, sólo escuchando este último las conversaciones específicas a la misión. Ordis comenzará a hablar con el jugador una vez que la misión haya sido completada.
  • La voz de Ordis es dada por Mike Leatham, un artista de armas en Digital Extremes.
  • Se especula con que Ordis pudo haber contribuido indirectamente a cómo los Tenno se comportan en una cultura guerrera, pues Ordan Karris sirvió a los Orokin como un mercenario con una estrategia de batalla similar a la que los propios Tenno usan en la actualidad.


Historial de parches

Hotfix 19.5.7
  • Coregido que la transmisión de Ordis seguía reproduciéndose cuando salías de la sala infestada en la nave de desembarco (solo debería reproducirse cuando te quedas en la habitación por un tiempo).

Hotfix 19.5.5

  • Las transmisiones genéricas de Ordis en la nave de desembarco ya pueden ser desactivadas apagando 'Habilitar las transmisiones de ayuda' en el menú 'Audio'.